Miikka Anttonen Vol.12: Mis 15 minutos de gloria, el episodio del taxi y mi primera mesa final live (ES)

No me suelen gustar los líos de una sola noche. Me gustaría ser más como Tony “Bond18″ Dunst y acostarme con tías a las que no conozco de nada a todas horas, especialmente sobrio. Pero no soy así. Definitivamente soy el tipo de persona que disfruta estando en una relación. Casi todas las chicas con las que me he acostado han sido mis novias o al menos amigas. Después de romper con Helena, durante los primeros dos meses sí tuve líos de una noche.

Durante las dos primeras semanas estaba muy triste. En parte porque me sentía como si hubiera fracasado y no me gusta fracasar. Y por otra parte, simplemente estaba triste porque no salió bien. Ni siquiera me apetecía salir con mis amigos, así que la mayor parte del tiempo me quedaba en casa y veía Alta Fidelidad una y otra vez. Sí, amigos, es la película perfecta para cuando rompes con tu chica. Me gusta el libro y creo que Nick Hornby es genial, pero en este caso, prefiero la película con John Cusack y Jack Black. Tenéis que verla ya.

No recuerdo mucho sobre el poker en esas semanas. Sé que jugué mucho, de hecho grindeé desde cero de nuevo prácticamente sin parar. El juego me ayudaba a olvidarme sobre los aspectos negativos de mi vida. Creo que gané bastante dinero, porque un par de meses después ya tenía un bankroll bastante bueno. No me preguntéis cómo pasó, probablemente un grindeo estándar desde micros hasta 1/2 o 2/4.

Por otra parte, también bebía más que nunca después de romper con Helena. Salía al menos dos o tres noches por semana. Conocía a chicas prácticamente cada vez que salía y me liaba con ellas. Llamé a todos mis amigos que tenían amigas y salía con ellos. Cada noche acababa liándome con una chica diferente. No pretendo sonar como un seductor, porque definitivamente no lo soy. Simplemente bajé mis estándares durante un tiempo y recibí ayuda de amigos a los que se les daba bien conocer chicas.

Al final salí del pozo. Era primavera. No solo en mi corazón, sino fuera también. La mayoría de vosotros nunca habéis experimentado el largo invierno finlandés, pero os puedo asegurar que es brutal. Si eres un grinder y te sueles levantar después de las dos de la tarde, probablemente no ves la luz del sol en seis meses. La falta de sol me deprimía tanto que intentaba pasar al menos uno o dos meses fuera cada invierno. Por suerte, cuando rompimos fue casi cuando el invierno estaba a punto de terminar y pronto con el sol, el calor y la primavera, comencé a estar mejor. Y cuando mi humor mejoró, mi juego comenzó a mejorar también. A finales de abril volvía a estar bastante feliz y tenía un bankroll de cinco cifras.

Por aquel entonces Pokerisivut se asoció con un tipo que era el dueño de los mejores night clubs de Helsinki. Los grandes rakers tenían tarjetas VIP de estos clubes y acceso a salas privadas. Yo recibí la tarjeta también y empecé a usarla. Siempre que iba a uno de los clubes, que era el mejor de Helsinki por aquel entonces, había una chica famosa allí. Una vez llegué el primero y ella ya estaba allí. Cada vez que nos teníamos que ir porque cerraban el local, ella seguía allí. Probablemente incluso dormía allí.

Se llamaba Henna. Se había hecho famosa en el Gran Hermano finlandés. Era la típica aspirante a estrella, pechos operados, labios llenos de botox, extensiones de pelo y demás. Un famoso jugador de fútbol finlandés (a cuyo hermano conocí y que ahora juega en el equipo nacional Finlandés) había tenido un lío con ella mientras estaba en una relación con otra y la chica se había vuelto una regular de las revistas de cotilleo finlandesas. Esta es ella:

Así que cada vez que salía por la noche con mis amigos, ella estaba allí. Parecía que siempre acababa con un tipo diferente y a menudo bromeábamos sobre hacer una apuesta a ver quién se la tiraba. Yo era bastante famoso por mis apuestas, porque había hecho bastantes apuestas de cuatro cifras por aquel entonces que se publicitaron, y algunas de ellas bastante locas. Por ejemplo, como resultado de perder una apuesta, tuve que escuchar esto durante un mes en bucle cada vez que grindeaba: http://www.youtube.com/watch?v=Vyfc10qDcR4).

Escribí sobre ella en una de mis entradas del blog y después me fui a dormir. Me pareció algo totalmente inocente, creo que básicamente decía que volví a salir a beber, que la vi y que se habló de la apuesta. Lo posteé y me fui a la cama.

Cuando me desperté a la mañana siguiente, tenía 17 llamadas perdidas y 12 mensajes. Muchos amigos, números desconocidos, mi madre… Pensé que había pasado algo y encendí el ordenador mientras leía los mensajes. El primer mensaje era algo así, “PERO QUÉ PASA TÍO, ¿HAS VISTO LAS NOTICIAS? JAJAJAJA”. Me sentí temporalmente aliviado, porque la parte de la risa me dejaba claro que no había pasado nada malo. El siguiente mensaje era de un amigo quien me preguntaba si de verdad había pagado a cambio de sexo.

¿Qué?

Abrí tres de las mayores páginas de noticias de Finlandia y mi nombre estaba en las tres. El titular de todas era básicamente el mismo:

“JOVEN ESTRELLA DE POKER OFRECE A CELEBRIDAD DE GRAN HERMANO 20.000 EUROS A CAMBIO DE SEXO”

Abrí el artículo. Decía que Jens Kyllönen le había hecho una oferta a Henna (la chica de Gran Hermano) para pagarle 20.000€ a cambio de sexo y salía mi nombre por el medio. Yo sabía que Jens nunca habría hecho algo así, incluso si él era quien recibiese 20.000€ por hacerlo, y yo tampoco. Inmediatamente me pareció sospechoso. Después vi el link al final del artículo que llevaba directamente a mi blog.

Resultó que Jens, que se había hecho famoso por ganar el EPT, había comentado mi blog de la noche anterior. Había dicho en broma que me apostaba 20K a ver quién de los dos se tiraba a Henna si no estaba en una relación. Y de alguna forma esto se había vuelto viral, le habían dado la vuelta a la historia y ahora parecía que Jens y yo estábamos ofreciendo 20K a cambio de sexo.

Algunas revistas sí lo entendieron más o menos y simplemente lo publicaron como una apuesta sexual quitando lo de “si no estaba en una relación”, lo que ya fue bastante humillante. Pero después la peor revista de cotilleos de Finlandia publicó que simplemente queríamos acostarnos con ella, quitando la parte de la apuesta totalmente. Tenían declaraciones de la chica y los reporteros intentaban hablar conmigo a todas horas… se convirtió en un circo mediático durante unos días. Yo no había hecho nada y Jens tampoco y de pronto nuestros nombres estaban en la prensa diciendo que queríamos pagar a cambio de sexo. Había gente en el foro de la revista de cotilleo que decía que nos había visto con Henna (estuvimos en la misma zona VIP, pero eso fue todo, nunca cruzamos más de cuatro palabras), y de pronto eso ya era prueba de que estábamos liados con ella.

Incluso ahora, si pongo mi nombre en Google, uno de los primeros resultados es la apuesta sexual de Henna. Los padres de mi novia lo vieron y no es nada agradable tener que explicar lo que sucedió. Y si pones mi nombre en la búsqueda de imágenes de Google, una de las primeras que salen es la de esa chica. Aun así, fue más difícil todavía para Jens, porque nadie me conocía fuera de los círculos de poker, pero Jens era conocido en Finlandia en todas partes. Las revistas se inventaban historias sobre sus citas y cosas así. No puedo imaginarme lo difícil que tiene que haber sido para él, porque además tenía novia. Sigue con la misma chica, así que por suerte consiguieron sobrevivir al escándalo.

Aquí hay un link de ejemplo de un artículo sobre el caso (en finlandés): http://www.mtv3.fi/viihde/uutiset/mu…ia-bb-hennasta (el título traducido: “Estrella de poker pagaría miles de euros por Henna de Gran Hermano).

El último día de abril celebrábamos algo que se podría llamar como el día nacional de emborracharse en Finlandia. Es mi día favorito del año, y debido a este día acabé saltándome el EPT más fácil de la historia, el de San Remo. Pero es que no te puedes perder Vappu. Es una larga tradición que tiene sus raíces en un día de fiesta para la clase trabajadora o algo así, pero hoy en día simplemente significa que todo el mundo tiene un día de fiesta para ir a emborracharse.

En ese día de 2009 conocí a mi siguiente novia. Al igual que todas mis ex novias, también me ha bloqueado del Facebook, así que no puedo pedirle permiso, pero estoy bastante seguro de que no querría que usase su nombre real, así que le daré uno falso. Voy a llamarla Gina.

Había visto a Gina una vez en una discoteca. Yo estaba con un buen amigo que conocía a muchas chicas, esto era en la temporada en la que me estaba recuperando de romper con mi ex. Gina me dijo que tenía novio y hablamos un rato, pero no mucho porque yo buscaba chicas solteras. Recuerdo que me gustó bastante. Era muy buena jugando al fútbol, tanto que jugó en el equipo nacional femenino de Finlandia. También era una buena chica, exactamente lo que yo necesitaba tras Helena.

Ese día de vappu acabé más borracho que nunca. No recuerdo absolutamente nada después de las 10PM, así que solo os puedo contar lo que me han dicho sobre esa noche:

Salí con mi mejor amigo. Fuimos a un enorme parque de Helsinki donde todas las chicas jóvenes iban a estar. El plan era simplemente emborracharnos y conocer chicas. Generalmente somos buenos en la parte de emborracharnos y no tanto en la parte de conocer chicas. A eso de las 10pm mi amigo se fue con una chica que, de milagro, había querido irse con él. Yo me fui a dar una vuelta solo por la ciudad y me encontré con el amigo que me había presentado a Gina. Me fui con él y sus amigos y al cabo de un rato aparecieron Gina y su novio. El chico me cayó fatal desde el principio. Casi en cuanto le vi grité “Oh, dios, ¿esto es una broma? No puedes estar con ese tipo, es un [inserta 30 segundos de insultos aquí]”. Seguí insultándole e insultándole y casi me echan. Lo más gracioso es que casi ni le conocía. Supongo que fue mi forma de intentar llamar la atención de Gina y estando totalmente borracho acabó así. (¿Recuerdas que dije que no se me daba muy bien conocer chicas? Ahí tienes un ejemplo.)

No recuerdo para nada lo que pasó después, pero acabé despertándome en caso bajo una silla y sin chica. Después mi amigo me dijo que había sido muy maleducado esa noche, metiéndome con el novio de la chica sin parar y que le había llamado de todo. Todos pensaban que era un idiota. No me importaba lo que pensaran, pero le mandé a la chica un mensaje de disculpa en el Facebook. Empezamos a hablar y resultó que su novio era realmente un idiota que le había puesto los cuernos. También otros amigos que le conocían me dijeron que era un gilipollas. Al final, no me sentí tan mal por mi comportamiento.

Una semana o dos después fui a una fiesta de cumpleaños y Gina estaba allí también, acabamos hablando toda la noche y, poco después, Gina rompió con su novio. Justo después, quedamos para nuestra primera cita. Es gracioso, el chico cuya novia básicamente robé, trabaja en una tienda al lado de mi casa y le veo casi todos los días. Intento evitarle siempre que puedo.

A principios de mayo recibí un bono de un casino sin depósito que me dio como unos 50 euros en mi cuenta de Unibet. Jugué al Unibet blackjack con el bono y conseguir ganar 1650€. Había un banner que promocionaba el Unibet Open Portugal que se celebraba en un par de semanas. Los torneos de Unibet Open siempre tienen el buy in de exactamente 1650 euros. Me pareció una señal e hice el buy in desde el software. Qué rara es la vida, primero recibes un pequeño bono sin depósito y de pronto te vas a Portugal.

Para entonces ya era una broma pública, yo no tenía mucha suerte en los torneos live. Había jugado bastantes y nunca había llegado a premios. Era el único pro finlandés que ni siquiera tenía una página en Hendon Mob (sí había cobrado algo en los torneos de Las Vegas, pero la Hendon Mob no los seguía). Por alguna razón, desde el comienzo, tuve un pálpito de que todo saldría bien en Portugal. Quedamos en vernos justo después de que yo volviese del viaje. Estaba en un buen lugar, mentalmente y económicamente, con un bankroll decente de nuevo. No tenía ninguna preocupación. Sabía que llegaría lejos en el torneo. Se celebraba cerca de Albufeira, una ciudad conocida por las fiestas de estudiantes, y tenía pensado salir y divertirme también. Por eso decidí no vender acciones, ya que quería salir y emborracharme al mismo tiempo que jugar.

Acabé el día 1-A segundo en fichas, con el doble de la media. En la última mano de la noche pagué mi ciega grande con mi pareja de doses iniciales y salió un poker. Llevaba todo el día haciendo jugadas agresivas y me había creado una mala imagen, así que fácilmente me metí en un bote contra los ochos de alguien en un board de 227J por 50 ciegas grandes o algo así.

Muchos de mis amigos también jugaban ese día y decidimos irnos en taxi a Albufeira para salir por la noche al acabar el día 1-B. El día 2 comenzaría al día siguiente y el Miikka de 2011 nunca saldría la noche antes de un torneo. Pero por aquel entonces no me importaba y solo jugaba por diversión.

La noche comenzó de forma bastante normal. Todavía no era verano y los bares de Albufeira estaban bastante vacío, así que tenían ridículas promociones para intentar que la gente bebiese. Podrías conseguir 1 litro de vodka-red Bulls por 5 euros. Recuerdo que me bebí un montón de copas. En un momento dado nos encontramos con un equipo de jugadoras de baloncesto finlandesas que estaban en un campamento de entrenamiento. Uno de mis amigos acabó liándose con una de ellas y por la mañana se enteró de que solo tenía 16 años. Yo me concentré en beber. Tenía mi primera cita con Gina en unos días y aunque no tenía novia, me parecía que no debía estar tonteando con chicas. Me concentré tanto en beber que a eso de las 10pm empecé a tener problemas para pronunciar palabras.

Después, E (aquel que conocí en Varsovia la noche que perdí mi reloj) tuvimos la idea de ir a un strip club. No sabíamos dónde encontrar uno, así que nos pusimos a buscar un taxi. No había ninguno, y de pronto vimos uno parado en el semáforo. Le hicimos señas al conductor pero no nos vio, así que corrimos antes de que el semáforo se volviera verde. Yo entré por la puerta trasera derecha y mi amigo por la izquierda. Aterrizamos encima de unos turistas ingleses de 60 años muy asustados. El conductor del taxi parecía creer que estábamos secuestrando el taxi (había una luz encima del taxi que decía “ocupado”, pero estábamos demasiado borrachos para verla). Y salió corriendo para avisar a unos policías que estaban justo detrás de él en el semáforo. Estábamos tan borrachos que no conseguimos salir del taxi. Nos pusieron contra la pared con la ayuda de unos palos metálicos, policías locales, supongo, pero al final nos dejaron ir sin llevarnos a comisaría ni nada. Supongo que se dieron cuenta de que éramos simplemente turistas borrachos y no ladrones. Albufeira es una ciudad donde los turistas suelen causar muchos problemas y los policías tienen que lidiar con ellos. Así que decidieron darnos una paliza en lugar de una multa. Tuve dolores de espalda durante dos semanas después de esa noche.

En fin, cuando los polis se fueron todavía era pronto y seguíamos borrachos, así que como buenos finlandeses fue como, “¡qué demonios, sigamos bebiendo!”. Ya habíamos perdido a nuestros amigos, pero no nos importó, así que nos fuimos al primer bar que vimos y pedimos unas coas.

Y así seguimos, creo que al final fuimos a un strip club, y después en algún momento nos dimos cuenta de que el sol había salido y eran las seis de la mañana. Estábamos a punto de meternos en un taxi para ir al hotel cuando vi a un perro vagabundo tirado en la calle. Como ya he dicho antes, soy un amante de los perros. Decidí comprarle un perrito caliente en un 7-eleven cercano. Entonces mi amigo dice que tiene que hacer pis y como estábamos en una calle bastante abierta, se fue al callejón detrás del 7-eleven. Compré el perrito caliente y empecé a dárselo al… ehhh, perro. Lo último que recuerdo es un ruido que sonaba como un frisbee pasando por mi oído. Me sangraba la cabeza y me habían robado mi teléfono y la cartera. A mi amigo también le habían atracado a punta de navaja y echó a correr sin saber que a mí también me habían robado.

Y ahí estaba yo, sangrando por la cabeza, en una ciudad desconocida sin dinero ni teléfono a 6 horas del comienzo del día 2. No sabía qué hacer, así que me subí en un taxi y le pedí que me llevara al hotel sin avisarle de que no tenía dinero. Creo que no tenía un plan claro, solo quería llegar al hotel donde conocía gente. Cuando llegamos, le expliqué la situación, pero era un señor portugués de 70 años que no hablaba ni una palabra de inglés. Le intenté explicar despacio que iba a pedir dinero a mis amigos y volvería a pagarle, pero no me entendió. Al final salí y corrí al hotel con el conductor persiguiéndome. Seguro que los empleados de recepción se llevaron un buen susto. No sabía el número de habitación de ninguno de mis amigos, así que me puse a llamar a las puertas gritando maldiciones y “ayuda” en finlandés creyendo que si había algún finlandés en ese piso me abriría la puerta. Por suerte, una de las primeras puertas se abrió, era del Country Manager finlandés que se había pasado la noche sin dormir por una intoxicación alimentaria. Seguro que le encantó verme… Pagó al taxista y yo fui a que me curaran las heridas y a dormir después.

Cuando me desperté 4 horas más tarde, tenía la peor resaca del mundo. Me dolía el cuerpo entero, la cabeza, la espalda y hasta las piernas por correr tanto. Pero no me quedaba otra que ir a jugar. Había hecho un pacto con mis amigos la noche anterior de que todos usaríamos unas gafas de sol que habíamos comprado en la calle. Aquí hay una foto mía, mi stack de fichas de cuando era líder y las gafas:

El día 2 fue bastante bien desde el principio. En una de las primeras manos anuncié a toda la mesa que seguía borracho de la noche anterior, lo que era cierto. Desafié al tipo que tenía el segundo mayor stack de la mesa a una apuesta: quien consiguiera ganar un bote primero recibiría una cerveza del otro. En la siguiente mano hizo raise, yo le hice 3-bet a la ciega, shove y re-shove. EL tipo foldeó y yo miré mis cartas. Un As y otro As. Me mantuve contra AK y 99 y me llevé la cerveza y las fichas. Conseguí mantenerme como chip leader hasta que se rompió la burbuja.
En ese torneo hice mi primer OOP float de mi vida. Le echo la culpa al alcohol por tener más creatividad que nunca. Estaba cerca de la burbuja y había raiseado prácticamente cada mano. De nuevo volví a hacer raise desde la ciega pequeña y la ciega grande (que tenía unas 30 ciegas grandes) hizo call. Yo tenía Q5o y en el flop vino KK2. Hice una c-bet normal y él hizo raise dejando algo como una subida del tamaño del bote detrás. Pensé en ir all in, pero decidí hacer call, porque pensé que él volvería a hacer check en el turn si no tenía nada y yo podía bombear el river. De esta forma me ahorraría las fichas si el tipo tenía un Rey. Quizá tenía suficiente valor para el showdown, pero acabé shoveando de todas formas. Foldeó instantáneamente.

En la burbuja, jugué todas las manos, tenía el triple de fichas que el resto de mis oponentes y todos seguían foldeando. Tras la burbuja, tenía el cuádruple de la media de fichas, que sería la media de la mesa final.

Cuando comenzamos el día 2, quedaban 150 jugadores en juego y jugábamos por la mesa final. Los efectos de la noche de juerga y el horrible dolor de cabeza comenzaron poco después de la burbuja y ya no pude concentrarme más. Cometí un error crucial cuando alguien abrió desde posición media, yo tenía AJ y todos detrás de mí tenían 20 ciegas grandes o menos. Creí que el villano que abrió también tenía 20 ciegas grandes también así que shove. Resultó que tenía más de 50 ciegas grandes y yo no había visto el color de sus fichas (confundí un stack de 5k con 1k). Hizo call con QQ y perdí más de la mitad de mi stack.

Fue el día más largo de mi vida, jugamos 15 horas pero me parecieron eternas. Al final conseguí llegar a la mesa final. Antes de la mesa final la prensa me hizo una entrevista donde prometí desafiar a Phil Ivey a un heads por la cantidad total del primer premio de €150.000 si ganaba. No tengo duda de que lo hubiera hecho, aunque solo fuera por el desafío, porque así era yo por aquel entonces. Al final por un cooler salí el primero de la mesa final cuando metí mis 17 ciegas grandes desde cut-off con AT y la ciega pequeña tenía JJ.

Acabé ganando 9000€. Lo justo para cubrir mis gastos de viaje y al final no estuvo nada mal teniendo en cuenta que todo eso había salido de un bono de casino de 50€. Por otra parte, cuando volví a casa tardé dos semanas en recuperarme. Cuando tuve mi primera cita con Gina, todavía tenía dolores por todas partes. A pesar de eso, conseguí que la cita fuera un éxito y pronto después, comenzamos a salir en serio.

A finales de mayo me ocurrió otra cosa. Pokerisivut empezó a filmar una serie de documentales de poker para su página. Contrataron a un tipo que no sabía mucho de poker para hacerlo. Me pidieron que si podían filmar un episodio sobre mí. Eran episodios de 30 minutos sobre las carreras de los jugadores. Cómo has llegado aquí, algo de estrategia, lo típico. Por aquel entonces yo era bastante famoso por mis tilts y shot-taking, y el tipo me preguntó si podía mostrarle cómo era mi tilt para poder ponerlo en el vídeo. Le pregunté que si me devolverían el dinero si lo perdía haciéndolo y me dijo que no. Fue una tontería, pero pensé que sería gracioso así que le dije que sí. Me grabó durante 15 minutos jugando 5/5 y 5/10 PLO. Jugué todo lo mal que pude, haciendo todo tipo de movimientos estúpidos que harías cuando estás en tilt. Después el muy anormal lo editó, por alguna razón que todavía no entiendo, haciendo que pareciera como si estuviera grabando un vídeo de estrategia. Hizo que pareciera que cosas como hacer 5-bet con la mitad de mi stack teniendo 226Tr era algo que hacía de forma normal. Salió el documental y por supuesto yo acabé como el peor jugador de PLO en Finlandia. Fue bastante humillante, pero no fue para tanto. No sé por qué lo hizo, pero todavía recibo comentarios hablando de lo mal que juego PLO por culpa de ese estúpido vídeo.